lunes, 3 de febrero de 2014

Casa de citas / Paul Bowles / Tánger

Tanger
Paul Bowles
TANGER

Yo no elegí vivir en Tánger: fue una casualidad. Tenia la intención de que mi visita fuera breve; después me iría a otro sitio y seguiría de un lado a otro indefinidamente. Me hice perezoso y demoré la partida. Y luego, un día advertí extrañado que no solo había mucha más gente en el mundo que muy poco antes, sino que además los hoteles no eran tan buenos, ni los viajes tan cómodos, y que los lugares en general eran mucho menos bellos. A partir de entonces siempre que iba a algún otro sitio, deseaba inmediatamente volver a Tánger. Así que si ahora estoy aquí es solamente porque estaba aquí cuando comprendí hasta qué punto había empeorado el mundo y que ya no deseaba viajar.

Paul Bowles
Memorias de un nómada




No hay comentarios: